miércoles, 30 de marzo de 2011

EL SIGILO DE LOS DUENDES


Silencio en la cima del recuerdo
donde el numen se endiosa de avatares.
Silencio… se han acallado las voces,
los himnos magnos, los cantares,
las campanas que ya no doblan
esparciendo su tañido por tierra, cielos
y mares.
Se han acallado las voces, soy silencio
refugio del alma donde evoco
en un suspiro la unción de mis altares.

80 comentarios:

† El Capitán Escarlata † dijo...

Mucho silencio en Vuestro poema, mi Señora,... y sin embargo,... gritan las palabras.

Expresiones esparciendo tañidos varias.

Mary dijo...

Se vale más por lo que se calla que por lo que se habla...en el silencio se escuchan muchas cosas...los duendes son magicos.

Muuuuuuuuuuuuuak¡! TQM.

Pd.que sepas que me estas volviendo loca con la faena que me das,pero es el precio que tus fans tenemos que pagar muy gustosamente jajajajjaj.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Poema espiritual, en un tenor renovado de la mística, en sus sentimientos, apelando a la osatura del silencio, donde el alma brota. Un abrazo. Carlos

Taty Cascada dijo...

Entiendo ese tipo de silencio interno, es un tipo de refugio al que acudimos cuando la nostalgia nos embarga el alma.
Un beso.

Quino dijo...

Es el tipo de silencio, que todos acudimos cuando es más eficaz que hablar. y como para poder hablar necesitamos antes saber escuchar, está como anillo al dedo.

Besiños con cariño.

Bárbara dijo...

..y es lo mejor que te puede suceder como han dicho Taty y Quino...
Es muy bueno el silencio sobre todo para la introspección...
besos de luz querida Lili..

Celia dijo...

El silencio oculta muchos sonidos, amiguina.
Muchos besinos.

El Drac dijo...

Lamejormanera de reunir a uno mismo con Dios eselsilencio.Un fuerte abrazo

Adriana Alba dijo...

En el silencio hay miles de sonidos.

Y tu poema evoca tanta belleza que es imposible no escuchar!

Mil abrazos Lili.

Estrella Altair dijo...

A veces el silencio es tan necesario como respirar para poder continuar..

mejor.

Un beso en silencio

Pluma Roja dijo...

siempre escapo del silencio, pero ese, el silencio interno es acogedor.

Besos Lili.

Loren Simón dijo...

Silencio del amor de tus duendes, amor para nuestra alma.
Besos, besos, besos para tí mi maestra

Samuel Rego dijo...

Seré mudo y leve, un murmullo al pie de tus altares, creyente arrobado a la escucha de tu silencio fragoroso

No hay palabras, sólo un beso

Linus dijo...

Bellísimo en la forma y en el contenido. Tus versos son una oración de vida, de introspección y de lirismo.

Un beso, reina.

LEON PLATA dijo...

con las silentes notas que delatan la más elocuente forma del lenguaje...con ese menester de una copa sólo llena de nocturnas palabras...así bebo ese silencio que me trae de vuelta a tu bitácora para hablarme de tus aromas poéticos...

Abrazo tus letras... Gracias Liliana...

carlos dijo...

liliana muy hermoso lo que escribistes . eres una gran compania cada vez que te leo besos

Liliana G. dijo...

Vos lo habéis dicho, mi Señor, hay silencios que gritan, esa es la mejor forma de que su eco nos traspase el alma y nos permita acercarnos a nosotros mismos...

Expresiones entre susurros varias :)

Liliana G. dijo...

Muy cierto, Mary, como dice el refrán "el pez por la boca muere". Los silencios otorgan, también, la armonía del pensamiento interno.

¡Muchas gracias! Chuic

P.D.: ¿Faena? Ná de ná, Marita. Si estás más que acostumbrada como secre de tanto "jefe" :)

Liliana G. dijo...

Es que la mística surge desde las entrañas de nuestro yo interior, ese espacio que veneramos como nuestro y que guardamos como el mejor tesoro.

Gracias, Carlos. Un beso grande.

Liliana G. dijo...

Algunas veces cuando nos invade la nostalgia, otras, simplemente para ese reencuentro cotidiano con nosotros mismos, a veces, para dar cuenta de la felicidad que nos embarga.

Muchas gracias, Taty.

Besotes :)

Liliana G. dijo...

"Saber escuchar", he ahí la clave de la vida, Quino. Escuchar a los demás y escucharnos a nosotros mismos, pero no dejar nunca de escuchar esas voces que, desde su silencio, nos dicen tantas cosas y nos hacen sentir tantas otras.

Gracias, querido Quino.

Un beso grande.

francisco Novo Alaminos dijo...

Gracias, mi buena y querida hermana del alma...Si,
vivo casi recluido
y el silecio es casi mi mejor y elocuente compañero, pero hay gritos interiores que por cariño a todos, a veces no se pueden acallar...¡Cuánto me animas! Creo que tengo, tres o cuatro cosillas graves en mi salud...y la memoria me falla...pero quiero morir amando
de la manera que pueda.GRACIAS.Un abrazo.---Por favor, no pienses de mi mejor de lo que soy, me avergënza....

Liliana G. dijo...

Vivimos rodeados de sonidos, de palabras, de ruidos irreverentes dentro de una ciudad monstruo, tanto, que el silencio es un tesoro que se debe disfrutar, pues es en él que encontramos nuestra verdadera esencia.

Muchas gracias, Bárbara.

Besos de luz y de sol :)

Liliana G. dijo...

Yo diría que todos, Celia, son los que acapara el alma...

Muchas gracias, querida amiga.

Un beso enorme.

Liliana G. dijo...

Estoy de acuerdo, Drac, el silencio es encuentro con nosotros mismos, con nuestros sentimientos, con Dios y con el universo.

Gracias por estar siempre y ser parte de mis murmullos.

Besos.

Liliana G. dijo...

Y eso pasa porque en el silencio somos nosotros mismos con todos los sonidos que hemos acaparado en el transcurso de nuestra vida.

¡Gracias, Adri!

Y otros miles de abrazos para vos...

Liliana G. dijo...

El silencio es una necesidad, un punto de encuentro y también poesía.

Muchas gracias, querida Estrella.

Besotes.

Liliana G. dijo...

Hay momentos especiales para el silencio, Aída, el interior es acogedor porque es nuestro y en él entramos cuando queremos.

¡Gracias!

Besos, amorosa.

Liliana G. dijo...

Los duendes saben mucho de silencios y de amores, es por eso que siempre nos susurran al oído...

Muchas gracias, querida Loren.

Mil besos y abrazos.

Liliana G. dijo...

Acogeré tu murmullo en el seno de mis altares, y así podré compartir la esencia de ese beso.

¡Gracias, Sam! Sos un sol.

Un beso cargado de silencio.

Liliana G. dijo...

Muchas gracias, Linus, por aprehender el significado de mi poema, gracias por aprehender mis silencios.

Un beso grande.

Liliana G. dijo...

La elocuencia del silencio llena las copas de la noche con el vino de esas palabras que comparto sin reparos, esperando que las recibas con el cariño con que te las ofrezco.

Gracias a vos, querido Leo, estoy encantada de que estés aquí. Como siempre.

Besos y abrazos.

Liliana G. dijo...

Carlos, es hermoso ser una compañía a través de las palabras. Los versos llegan a todos los lugares y a todos los tiempos y producen la magia del encuentro.

¡Gracias!

Un beso.

Liliana G. dijo...

Es verdad, Francisco, hay gritos que surgen del silencio y se deben propagar a través de la palabra, esos son los gritos que piden libertad y justicia.

Lamento muchísimo que tu salud esté resentida, sé bien lo que eso significa, por eso, saber que puedo contribuir con un granito de arena para animarte, para mí significa mucho.

Lo que yo pienso de vos, querido Francisco, lo pienso con el corazón, y nadie puede avergonzarse de los pensamientos que allí nacen.

Soy yo quien tiene que darte las gracias.

Un beso enorme.

Charly T. dijo...

Ese silencio tuyo donde moran los sigilosos duendes de tu imaginación, hace que los sonidos parezcan sacrilegios, y tus letras, las diosas que los redimen.
En la belleza de tu poema caben los silencios de todas las palabras.

Besos, querida poeta.

MariCarmen dijo...

Con sigilo tus palabras se expresaron con contundencia!

Bravo.....

Meulen dijo...

Ya sabemos que en el silencio
es cuando se siente mejor el palpito de la tierra
y sus bondades
y todo el misterio que en ellos se cierne...
bien dicho y escrito amiga!

besos!

Marymar dijo...

Un poema de pocas líneas que dice mucho. Ese silencio es imprescindible, es parte de nuestra naturaleza humana. Maravillosa forma de expresarlo, Lili:

"Se han acallado las voces, soy silencio
refugio del alma donde evoco
en un suspiro la unción de mis altares."

Te dejo un gran cariño. Feliz finde.

TORO SALVAJE dijo...

Hasta tus silencios tienen una hermosa elocuencia.

Besos.

La abuela frescotona dijo...

SER SILENCIO...PARA QUE TODO FLUYA EN TU INTERIOR DE RICAS VIVENCIAS, SILENCIO, PARA SER, MUY BELLO, COMO TODO TUS ESCRITOS, SALUDOS QUERIDA LILIANA G.

Liliana G. dijo...

¡Qué poético, Charly! Gracias, querido amigo, tus palabras son hermosas.

Un beso grande.

Liliana G. dijo...

Muchas gracias, MariCarmen, es un placer encontrarte :)

Besos y cariños.

Liliana G. dijo...

Así es Meulen, los silencios internos están plagados de misterios que son nuestros y se convierten en una comunión con el universo.

Gracias, amorosa.

Muchos besos.

Liliana G. dijo...

No hacen falta muchas palabras para decir muchas cosas, todo depende de cómo se diga y cómo se entienda.

Gracias, querida Marymar.

Besos.

Liliana G. dijo...

Muchas gracias, Toro.
¿Sabés qué? Me dan ganas de pasar por tu ventana y prender la luz :)

Besotes.

Liliana G. dijo...

Cuando se trata de encontrarnos con nosotros mismos, es cuando valoramos el silencio en su justa medida.

¡Gracias, abue!

Un cariño enorme.

Carla Kowalski dijo...

Que bello Liliana!
Cuanto sentimiento.
Hablaste del silencio de una manera muy poética!
Excelente!

Dyhego dijo...

LILIANA:
El silencio es tan necesarios a veces como aterrador en otras.
Aquí se me gusta ese silencio.
Cariños.

Liliana G. dijo...

Sentimiento siempre, Carla, no hay otra forma de escribir poesía :)

Muchas gracias, amorosa.

Besotes.

Liliana G. dijo...

Es verdad, Dyhego, hay silencios aterradores, son los que surgen de los miedos. Yo le escribo a los otros, a esos que necesitamos porque nos dan paz interior.

Gracias, querido amigo.

Un beso.

Alas.Rotas dijo...

Sabes que siempre ha existido la magia, que convive con nosotros día a día sin notarla, quien pudiera ser niño para verla y abrazarla y que ese sigilo volviera a darnos esperanza. Un beso amigo tú nunca me fallas.

Marisol^ dijo...

El silencio es al alma,
lo que las olas al mar,
lo que nos hace soñar,
y nos lleva a la calma.

Gracias Liliana por expresarlo tan bello.

Muakisssssssssssss

**Andrea** dijo...

Seguramente que esos duendes caminan con sigilo para no romper la magia de tan bello poema.

Un beso enorme en este domingo de lluvia.

Liliana G. dijo...

Claro que siempre ha existido la magia, Ramón, pero no hace falta ser niño para verla, basta con que abramos el corazón y la busquemos allí adentro.

Muchas gracias por tus cálidas palabras.

Besos.

Liliana G. dijo...

¡Qué bonito! Y gran verdad... el silencio nos reencuentra con nosotros mismos, con nuestros sueños y con nuestras ilusiones, allí donde ellos nacen: el alma.

Mil gracias, Marisol :)

Besotes.

Liliana G. dijo...

Casi siempre, los duendes saben lo que hacen :)

Gracias, Andrea.

Muchos cariños pasados por agua.

J.M. Ojeda dijo...

¡Hola Liliana!
El silencio, esencia tajante.

Saludos de J.M. Ojeda.
Buen domingo

Juan Sin Nombre dijo...

Cuando el entorno se acalla, el silencio se nutre de sentimientos, los más nobles, los más intensos.
Los tuyos emancipan a la poesía de cualquier límite. Bellísimo.

Todo mi cariño, el de siempre.

Loren Simón dijo...

Liliana, amiga del corazón y del profundo sentimiento, mi maestra de la poesía...
desde esta noche un poco lluviosa de mi rinconcito del mundo te envío un dulce beso de buenas noches. Gracias por tu comentario en mi blog.

Liliana G. dijo...

Y qué esencia, JM, por eso se merecía un poema...

Gracias, amigo.

Un cariño y feliz comienzo de semana.

Liliana G. dijo...

"Emancipan a la poesía de cualquier límite", eso es realmente hermoso y poético, Juan, mil gracias por regalarme estas maravillosas palabras.

Besos.

Liliana G. dijo...

¡Hola, querida Loren! Es muy grato encontrarte en la noche, mientras trabajo, y escucho también llover desde este otro rincón del mundo.

¡Gracias por tu maravillosa compañía!

Un beso gigante :)

esteban lob dijo...

Hola Liliana:

Me impresiona como dices tanto en un espacio tan breve y también la forma en que arrancas sobrecogedoras expresiones como las de Francisco Novo Alaminos, a quién expreso mi solidaridad en su lucha diaria que valientemente revela.

Kiki Nikon dijo...

Que nunca se apague ese silencio místico que llevamos adentro, que nunca se apaguen tus versos.
Bellísimo, Lili.

Besotes.

Jorge Torres Daudet dijo...

Hablas de sigilo y de silencio, pero tus versos llevan musicalidad sonora.
Besos.

Jorge Torres Daudet dijo...

Hablas de sigilo y de silencio, pero tus versos llevan musicalidad sonora.
Besos.

Jorge Torres Daudet dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Liliana G. dijo...

Hola Esteban:

Creo que un poema no necesita de muchos versos para mostrar los sentimientos que embarga a su autor/a. Lo que sí me maravilla, son efectivamente, los comentarios que arranca. Muy especialmente me han emocionado las palabras de Francisco, monumental poeta y hermosa persona, que afronta su lucha cotidiana de cara al arte. Ese "cuánto me animas", se quedó en mi corazón y me hizo pensar que lo que escribo sirve mucho más de lo que yo creo.

Muchísimas gracias, Esteban, no sólo por leer el poema sino también por leer los comentarios. De esta forma, acercándonos unos a otros, crecemos como personas.

Un beso grande.

Liliana G. dijo...

Mientras no se apague mi vida, no se apagarán mis versos, de eso estoy segura Kiki.

Muchas gracias, amiga.

Todo mi cariño.

Liliana G. dijo...

Muchas gracias, Jorge, ese es un gran cumplido que adorna mis versos.

Un cariño grande.

Mar dijo...

Hermosos gritos del silencio, Lili.

Silenciosamente te grito que te adoro, preciosa.

Besos. Miles.

//elojodelhuracan// dijo...

Un silencio encantador, enigmático, un silencio donde hasta los duendes de tu creación caminan en puntillas para no romperlo.
Hermoso, una ventana abierta a la transparencia de tu alma.

Besos, Li. Muchos.

OZNA-OZNA dijo...

esta asturiana te da infinitas gracias por anegar nuestra alma de la sublime esencia que emana de tus bellisimas y profundas letras, un besin muy muy grande.

Liliana G. dijo...

Muchas gracias por tanto cariño, Mar, así da gusto escribir y que te lean :)

Besazos amorosa.

Liliana G. dijo...

Una ventana por donde se cuelan todos los sueños y todas las esperanzas, una ventana desde donde saltan las letras...

Gracias, Jorge, de todo corazón.

Besos.

Liliana G. dijo...

Soy yo quien debe darte las gracias, Ozna, las palabras se hacen mágicas cuando se dicen con cariño :)

Un beso enorme.

Navegante Del Alma dijo...

Me he quedado paralizado con la imagen que ofreces al principio, la del silencio en la cima del recuerdo, tremenda. Un escrito redondito, con excelente cierre.
Dejo beso.

ZEDIECK dijo...

Impresionante. Hermoso. La poesía no me atraía demasiado, lo mío es la prosa, pero debo confesarte que leyendo tus poemas pienso que me estaba perdiendo algo grande.
Saludos.

Liliana G. dijo...

El recuerdo, a la distancia, siempre está rodeado del silencio, de ese silencio interior y único que guardamos en el momento solemne de la evocación...

Muchas gracias, Navegante, es un gusto econtrarte.

Besos.

Liliana G. dijo...

Todo un cumplido el tuyo, ZEDIECK, que por supuesto te agradezco enormemente. Me alegra sobremanera que mis poemas te hayan servido de disparador.
La literatura tiene esas cosas, por más que nos sintamos a gusto con determinado género, siempre terminamos leyendo "casi" todo, esa es su magia.

Un abrazo.